Big data: qué es y por qué es esencial en las organizaciones

Conoce las claves de la digitalización y descubre cómo mejorar la eficiencia de tu organización con big data

big data definicion

El 9 de febrero de 2017, el periódico The New York Times publicó este artículo, donde proclamaba que la profesión de científic_ de datos sería la más sexy del siglo XXI. Y es que se trata de un oficio con unas perspectivas de evolución incomparables. La principal razón se debe a la gran cantidad de datos que ha aportado la digitalización y la oportunidad que tienen las empresas para mejorar su gestión y generar oportunidades de negocio. 

​Tabla de contenidos:

Qué es big data y para qué sirve

El big data (o macrodatos, en español) hace referencia a la manipulación de una gran cantidad de datos. Se habla de big data cuando el volumen de datos generados es mayor que los mecanismos convencionales puedan capturarlos, administrarlos y procesarlos en un tiempo razonable. 

Su relevancia reside en la variedad y la velocidad y los grandes volúmenes de datos que hoy en día tiene la sociedad de la información. Cada día se procesan 2,5 trillones de bytes de datos y, según un estudio de IBM, en solo dos años se ha generado el 90% del total de datos que hay en el mundo.  

big data base de datos

Para afrontar este nuevo paradigma digital, la tecnología big data es la llave que permite transformar todos esos datos generados en conocimiento. Aunque, más importante que la abundancia de información, es qué se hace con ella. 

Hace algunos años, poder gestionar grandes conjuntos de datos tenía un altísimo coste. Hoy en día, en cambio, cualquier compañía, incluidas pymes y startups, puede hacerlo. Esa es una de las grandes transformaciones que ha propiciado la explosión del big data. Y es que, tal como afirma la experta y consultora Carme Artigas, el big data “tiene que ver con la democratización del procesamiento masivo a bajo coste”. 

A grandes rasgos, podemos decir que el big data sirve para mejorar la toma de decisiones a partir del procesamiento de datos. Gracias a la información obtenida, las organizaciones pueden entender mejor el comportamiento de sus clientes en el comercio electrónico y ofrecer productos y servicios personalizados, optimizar los procesos de producción y medir los riesgos. 

big data toma de decisiones

Los 7 conceptos esenciales en big data

Hemos visto cómo el big data nos aporta conocimiento basándonos en datos. En este apartado vamos a ir un poco más allá, explorando los conceptos más relevantes que se relacionan con el mundo del big data. Todo lo que tienes que saber sobre esta revolución se puede resumir en estos siete conceptos. 

1. Las Vs del big data
Para establecer un significado de big data lo más preciso posible, tradicionalmente se han empleado varias “V”, que empezaron siendo solamente tres, y que hoy en día ya llegan a nueve. Son las siguientes:

  • Volumen: es una cualidad básica en la definición de big data, y hace alusión a la cantidad de datos que se generan a cada segundo, minuto y día en nuestro entorno.
  • Velocidad: remite a la rapidez con la que los datos son creados, almacenados y procesados en tiempo real. 
  • Variedad: se refiere a las múltiples formas y fuentes de datos disponibles.
  • Veracidad: esta característica señala la relevancia de reducir al mínimo la incertidumbre de los datos, es decir, asegurar su fiabilidad, con el fin de tomar las mejores decisiones. 
  • Viabilidad: se relaciona con la capacidad de generar un uso eficaz del gran volumen de datos que se manejan.
  • Visualización: para que los puedan leerse y procesarse correctamente, la visualización de los datos es fundamental. 
  • Valor: hace referencia al conocimiento obtenido a partir de los datos, que genera una poderosa ventaja competitiva para las organizaciones. 
  • Viscosidad: este concepto determina la importancia de un conjunto de datos para la toma de decisiones. 
  • Volatilidad: es la condición de cambio o mutación permanente de los datos. 

3. Business intelligence 
La inteligencia de los negocios o business intelligence es todo lo que engloba la infraestructura, las herramientas y las buenas prácticas que conducen a una compañía a una optimización de sus procesos y a una mejor toma de decisiones gracias a la ciencia de datos. Por ello, cada vez encontramos este tipo de perfiles en las empresas, que pueden estar orientados al análisis, la visualización de datos, la estrategia operativa, la protección de datos o la ciberseguridad. 

4. Internet de las cosas (IoT)
Si el internet de las personas hace referencia a la digitalización de las relaciones entre humanos, el IoT representa las relaciones de máquina a máquina, a través de sensores conectados a nuestra nevera, nuestra cafetera, nuestro reloj o nuestra ropa. Esto es posible gracias a que el coste de sensorización ha caído en picado. Por eso en la industria se está apostando por sensorizar la maquinaria y mejorar así su eficiencia. 

5. Wearables
Relacionado con el internet de las cosas, cada vez están adquiriendo más protagonismo los dispositivos vestibles, conocidos como wearables. Forman parte de la tecnología wearable elementos de uso diario como relojes inteligentes y ropa equipada con microprocesadores que extraen todo tipo de información. Algunos de sus usos más conocidos están en el campo del deporte. 

Un ejemplo lo encontramos en el fútbol americano. Este deporte cambió para siempre en el año 2013 gracias al big data y al acuerdo al que llegaron Microsoft y la Liga Nacional de Fútbol estadounidense (NFL). Desde entonces, la equipación de los jugadores cuenta con receptores de movimiento, velocidad, fuerza o estado físico, entre otros datos, de forma que se puede analizar la información en tiempo real, anticipar jugadas y predecir posibles lesiones. 

big data futbol

6. Singularidad tecnológica
Desde hace más de medio siglo se viene hablando de la singularidad tecnológica — término citado por primera vez por el matemático y físico John Von Neumann en 1957 y popularizado por el también matemático Vernon Vige en los años 80 — como aquel momento en que los avances computacionales y las revoluciones tecnológicas se suceden una detrás de otra de forma exponencial y las máquinas pueden llegar a mejorarse a sí mismas. 

7. Inteligencia artificial (AI)
La inteligencia artificial es la rama de la informática dedicada al desarrollo de algoritmos capaces de resolver problemas y tomar decisiones emulando la forma de pensamiento humana. Un algoritmo es una secuencia de reglas o instrucciones precisas destinadas a cumplir un determinado objetivo. 

El paraguas de la AI engloba técnicas como el aprendizaje automático (machine learning) o el aprendizaje profundo (deep learning). Ambas forman modelos matemáticos que tienen una particularidad: pueden aprender por sí mismos. ¿Qué diferencias encontramos entre ellas? — Fundamentalmente, el deep learning es un método más moderno y sofisticado, basado en capas no lineales que emulan las redes neuronales de nuestro cerebro.

big data robot

Por qué el big data es tan importante para las organizaciones 

Para las empresas, big data significa mejorar su eficiencia. Pasar de una visión reactiva a una visión predictiva, ya que permite anticiparse a los acontecimientos. Puede ayudar a generar nuevas fuentes de ingresos mediante recomendaciones automáticas o fórmulas de fidelización, a adelantar futuras necesidades, o a prevenir posibles fallos de red, ataques o fraudes en las compañías.
 
Además, hasta hace pocos años solamente se podían procesar datos estructurados, es decir, información agrupada y formada por varias dimensiones que se pueden incluir en filas y columnas de una tabla. Hoy en día, en cambio, ya es posible convertir la información no estructurada (proveniente de imágenes, vídeos, correos electrónicos, redes sociales…) en conocimiento. Eso supone un gran cambio, ya que permite disponer de información de un enorme valor con la integración de datos en el sistema, hasta ahora prácticamente imposibles de descifrar.

Con todo lo mencionado, hay que destacar la importancia de analizar los datos en tiempo real. Según el informe de McKinsey Digitizing the consumer decision journey, el uso de datos en directo puede mejorar la eficiencia de las empresas entre un 15 y un 20%. 

Esto está modificando la forma de administrar la información en las empresas, donde tradicionalmente cada departamento llevaba el almacenamiento de sus datos, los analizaba y después sacaba una serie de conclusiones. Actualmente, en la sociedad líquida, la información fluye y se puede interpretar prácticamente al minuto.

big data empresas

Retos en big data

El big data aporta enormes ventajas a las empresas e instituciones; sin embargo, esta tecnología no está tan implantada como se podría pensar. Y es que el big data aún debe superar algunos retos. 

Barreras culturales
Desde las empresas, la parte tecnológica no es sencilla, requiere de aspectos técnicos, pero no es la principal barrera ya que cualquiera puede acceder a ella con una mínima inversión económica. 

Las barreras más difíciles de romper tienen que ver con el acceso al talento y la transición hacia la cultura del dato. Eso supone entender que los datos no son un activo del área que los genera (por ejemplo, el área de marketing) sino un activo de la compañía, que debe ponerse al servicio de la misma de una forma interdepartamental. 

En ese sentido, no basta con conocer la tecnología o el modo de desarrollar proyectos de análisis de datos para tener éxito: es necesario desarrollar e implantar una cultura organizacional alrededor del dato y del proceso analítico del mismo.

Nuevos perfiles profesionales
A medida que transitamos hacia la nueva cultura digital, surge la necesidad de nuevos perfiles que las organizaciones deberán ir incorporando para adaptarse a las necesidades de procesamiento y análisis de los grandes volúmenes de información generados. 

Algunos de estos nuevos profesionales son la figura del ingeniero de datos (data engineer), capacitad_ para trabajar con bases de datos relacionales tipo SQL, utilizar herramientas como Hadoop o Spark, manejar librerías de código abierto y dominar instrumentos como Python o R. En la parte más analítica, encontramos a científicos de datos: el o la analista de datos (data analyst) y su variante de visualización (visual data artist). Otro rol profesional es el de chief data officer, la persona encargada de conducir la implementación de la tecnología big data en una compañía.

Más allá de los perfiles directamente liderados al almacenamiento, gestión y análisis de datos, la mayoría de trabajador_s requerirán entender el big data para llevar a cabo su desempeño laboral.  

big data data analyst

Educación para la transformación digital
La alfabetización y actualización en conocimientos del mundo digital es un pilar fundamental en el éxito de las empresas. Renovarse, formando a la plantilla con un curso de big data, es necesario como parte de los nuevos lenguajes que dominarán la cultura digital de las organizaciones de aquí a los años próximos.

Para lograrlo, en Homuork contamos con el MOOC Cultura y transformación digital y con el microlearning El nuevo paradigma digital: del big data al blockchain. A través de las distintas píldoras de contenido de estos cursos online, tus equipos conocerán las principales innovaciones tecnológicas en el campo del big data, el internet de las cosas, los dispositivos wearables, la robotización o la cadena de bloques (blockchain), entre otras. El alumnado aprenderá también a desenvolverse en el entorno digital, utilizando las principales herramientas de colaboración profesional. 

New call-to-action

Fuentes:

 

Laura Valls -  Homuork

Laura Valls Panadero

E-learning Content Specialist

#Blog - Transformación digital

Mobile Learning: qué es y cómo sacarle el máximo provecho

En el año 2019, el tiempo que los norteamerican_s invierten en el consumo de contenidos a través de su smartphone superó por primer vez al tiempo dedicado a la televisión1. Este dato refleja un cambio de tendencia en el que la tecnología móvil será la principal protagonista.  Las nuevas posibilidades que ofrecen la red 4G y 5G, las baterías de larga duración, la alta [...]

#Blog - Transformación digital

Ratio de finalización en el e-learning: qué es y 10 ideas para aumentarlo

Las empresas destinan enormes recursos a la acción formativa. Gracias a los beneficios del e-learning, las modalidades de teleformación y el aprendizaje virtual están cada vez más presentes. Uno de los mayores retos es, sin embargo, lograr que el alumnado se mantenga motivado desde el inicio de la formación hasta el final. En ese sentido, ser capaces de retener la atención [...]

#Blog - Transformación digital

Generación Z: cómo formar al talento del futuro

La generación Z es la generación de nativos digitales: la primera en crecer en un mundo dominado por Internet y las tecnologías de la información. Son graduad_s de apenas 20 años y jóvenes que llegan detrás; la nueva fuerza laboral de las organizaciones y un reto en materia de contratación y administración de recursos humanos. Tabla de contenidos:​ Generación [...]